Si hay una profesión millenial esa es la de influencer y si hay un nuevo marketing desde el que beneficiarnos (mútuamente) de esa nueva profesión, ese es el MARKETING DE LA INFLUENCIA, generando una nueva Economía con datos nada nada despreciables.

Desde Nethunting y con la experiencia del trabajo que realizamos con influencers como embajadores representantes de cada uno de nuestras Tendencias y Join´ers (primera clasificación del consumidor en base a tendencias con analisis cualitativo), y teniendo en cuenta los datos publicados por otras fuentes especializadas, L2 IntelligenceTribe Dinamics y Launchmetrics, os presentamos una radiografía actual y de futuro de esta nueva ECONOMIA DE LA INFLUENCIA, con datos y tendencias donde el like se traduce en dinero.

influencer_marketing_tendencias_trends_nethunting_02

ECONOMIA DE LA INFLUENCIA

Para este punto que enmarca todo recupero post anteriores publicados en Nethunting dedicado a ello. La economía de la influencia y los nuevos conceptos de statusEl año pasado, tres mil millones de personas iniciaron sesión en redes como Facebook, WhatsApp o la china Sina Weibo. El anhelo colectivo del mundo por establecer una conexión no solo ha cambiado la composición de la lista de las 500 empresas con mayor valuación de Fortune y reformulado el mundo de la publicidad, sino que ha creado un nuevo indicador de estatus: la cantidad de personas que te siguen, te dan me gusta o te agregan como “amigo”. Para algunos artistas o empresarios, ese estatus virtual es un factor de influencia en el mundo real. Los conteos de seguidores en redes sociales pueden determinar quiénes los contratan, cuánto les pagan por patrocinios o compromisos e, incluso, cómo los clientes potenciales evalúan sus productos o negocios.

MARKETING DE LA INFLUENCIA

El 90% de las marcas han aumentado su presupuesto de medios ganados (lo que incluye marketing influyente) en los últimos cinco años.

Alrededor del 70% de las marcas actualmente trabaja con influencers, lo que supone que la economía de la influencia hoy, y solo en Instagram, está valorada en 1 billón de dólares.

MICRO VS MACRO

Micro va ganando puntos a Macro. La mayoría, casi la mitad, de las marcas prefiere trabajar con microinfluencers (entre 10k y 100k) que les proporcionan mejores resultados en cuestión de engagement, credibilidad y ROI (ventas).

INSTAGRAM-STAR

La plataforma favorita para el 36% de los especialistas de marketing sobretodo atraídos por Instagram Stories y la posibilidad de comprar directamente desde las publicaciones. Facebook se sitúa en segundo lugar (16%) y por último Snapchat (6%).

SECTORES

El “following factor” impregna todos los sectores pero hay dos que lo encabezan. Las marcas de moda junto con las de belleza suman un 40% del total del pastel de esa nueva economía.

MARCO LEGAL

Uno de los temas “puntillosos”, el marco legal que rodea este tipo de nueva “publicidad” o acciones de PR. Crece el número de influencers que destacan los post “patrocinados” como tal, y en cuestiones de retribución laboral siguen siendo muchos los incentivados con producto gratuito (sobretodo entre los microinfluencers). Aproximadamente la mitad se retribuyen monetariamente y el otro 50% con producto siendo muy cuestionado en otros foros el tema de la fiscalidad de ese pago.

LA AUDIENCIA

Y de acuerdo con un estudio realizado por Pew Research Center, el 82% de los consumidores es probable que siga una recomendación hecha por un micro influencer y especialmente destaca el caso entre la Generación Z, el 60% de los cuales son más propensos a creer lo que dice una estrella de YouTube sobre lo que dice cualquier otro tipo de celebritty más convencional como los actores de cine.

Para conocer más sobre las tendencias relacionadas con el Marketing y la economía de la Influencia o nuestros influencers seleccionados (Join ´ers) contáctanos en Nethunting.